Ojo con la carretera IV: Preparado para la vuelta

Home / Contenidos de interés / Ojo con la carretera IV: Preparado para la vuelta

ojo4792x300

Hace unos días, cuando viajabas hacia tu descanso, tu sensación de euforia era mucho mayor, te sentías más vital. Míralo por el lado bueno: ahora tu cuerpo y tus ojos están más descansados y eso, sin duda, es una gran ventaja al volante.

Para tener una buena vuelta te recomendamos…

Que elijas las horas y las gafas adecuadas para viajar 

Que moderes tu velocidad

  • La distancia de reacción, la que recorres desde que percibes un peligro hasta que comienzas a frenar, aumenta conforme aumenta la velocidad. Esto significa que, si vas a 100km/h y tardas un segundo en reaccionar, recorres 27,8 metros antes de comenzar a frenar.
  • El campo visual se reduce conforme aumenta la velocidad, es lo que se conoce como campo de visión cinético. A 35 km/h el campo de visión es de 100 grados, pero a 100 km/h, este se reduce 30 grados.

Que revises la posición de los retrovisores

  • Debes verlos bien moviendo la cabeza hacia los lados y hacia arriba, sin necesidad de desplazarla hacia delante o hacia atrás.
  • El espejo interior debe estar centrado respecto a la luneta trasera para ofrecer máxima visibilidad.
  • Los retrovisores laterales deben estar lo más abiertos posible, para ganar ángulo de visión en carretera.

Que lleves una postura adecuada.

  • Tu espalda debe estar apoyada en el asiento, posicionado en un ángulo ligeramente superior a los 90º. Estira totalmente tus brazos, ¿tus muñecas se apoyan sobre la parte superior del volante? Entonces, la posición de tu asiento es perfecta.
  • Tu cabeza debe estar cerca del reposacabezas, para evitar sufrir un latigazo cervical en caso de accidente.
  • La altura del asiento debe permitirte una buena visibilidad de la carretera.

¿Tienes algún consejo más para una vuelta segura?, ¿nos lo cuentas?

Entradas Recomendadas