La vista de los adolescentes

Home / Salud visual / La vista de los adolescentes

1200x628_FB_Blog_adolescentes

Se estima que uno de cada cuatro adolescentes necesita corrección visual de algún tipo. Sin embargo, sobre todo a los más jóvenes, les cuesta saber que su visión no es normal. Los problemas visuales en esta etapa pueden producir:

  • Frustración
  • Bajo rendimiento escolar
  • Dificultades de comportamiento

El problema más frecuente entre los adolescentes es la miopía, que se detecta fácilmente en los exámenes visuales periódicos que deben hacerse cada dos años, si no aparecen antes dificultades específicas de visión. Para prevenir problemas visuales en la adolescencia hay que prestar especial atención a cinco factores:

  • Estilo de vida. Los adolescentes activos son propensos a hacer mucho ejercicio, lo cual es bueno para sus ojos y su visión . Sin embargo, también aumenta el riesgo de golpes: llevar gafas protectoras y lentes especiales reduce el riesgo de lesiones.
  • Rayos UV. Los adolescentes pasan mucho tiempo en el exterior, sobre todo si practican deporte. Antes de los 20 años, los ojos son más susceptibles a los daños ocasionados por la exposición a rayos UV, por eso es especialmente importante que usen gafas de sol. El Factor de Protección Solar para los Ojos (E-SPF), desarrollado por Essilor, protege sus ojos de los rayos UV.
  • Alimentación. El ritmo de vida acelerado de los adolescentes puede hacer que se alimenten habitualmente con comidas preparadas, que contienen exceso de grasas, sal y químicos. Es vital que lleven una dieta equilibrada en la que se incluyan alimentos “visión saludables” que aporten a sus ojos antioxidantes, Zinc y vitamina C.
  • Tecnología. Los adolescentes aman las máquinas; no es extraño verles consultando el ordenador, la Tablet o el móvil (muy probablemente, más de 10 horas al día). Esto aumenta el riesgo de que sufran Síndrome Visual Informático (SVI)  y otros problemas visuales. Las lentes Crizal Pevencia bloquean el 20% de la luz azul nociva, reduciendo el índice de muerte celular en la retina en un 25%. Además, proporcionan 25 veces más protección frente los rayos UV que si no se llevasen lentes.
  • Imagen. En ocasiones, los adolescentes no reconocen problemas de visión porque no quieren usar gafas. Por eso es fundamental que se revisen la vista periódicamente (aunque digan que ven bien) y, si necesitan corrección visual, que elijan unas gafas que les gusten y con las que se sientan cómodos. En la actualidad existe una gama casi infinita de modelos de gafas. ¡Seguro que encuentra su estilo!

¿Tienes un hijo adolescente?, ¡Cuéntanos cómo cuidas su visión

NSMG
NSMG
El blog de Essilor.
Entradas Recomendadas