Los problemas visuales de los famosos

Home / Salud visual / Los problemas visuales de los famosos
Por
En Salud visual

Famosos y sus gafas

Algunos famosos reconocidos a nivel mundial presentan problemas visuales graves que merman su visión. Bono, el cantante de U2, ha comentado en varias ocasiones que sufre glaucoma y que, por esta razón, es habitual verle con gafas de sol de diferente opacidad en sus apariciones en público (incluso en los conciertos). Aunque esta enfermedad suele manifestar a partir de los 50 años, Bono, que aún no ha cumplido los 60, la padece desde hace dos décadas. El glaucoma aparece cuando el nervio óptico, encargado de llevar al cerebro la información proyectada en la retina (luces, colores y formas), se ve dañado. Como consecuencia de esto, la persona que padece glaucoma empieza a perder la visión periférica, experimentando lo que se conoce como “visión en túnel”. Otros síntomas de la enfermedad son: sensibilidad a la luz o al deslumbramiento (por eso Bono lleva gafas de sol), dolores de cabeza, mareos, percepción de halos y problemas visuales en condiciones de poca luz. La principal causa de los daños en el nervio óptico es la elevación de la presión intraocular o PIO. Dado que el glaucoma no suele presentar síntomas en sus primeros estadios (por eso se le llama “el ladrón silencioso de la visión”), para prevenir su aparición, es fundamental realizarse revisiones visuales periódicas (anuales o cada seis meses), con un especialista de la visión, a partir de los 50 años o antes, si hay antecedentes familiares.

La oscarizada actriz británica Judi Dench (83 años), conocida entre otras cosas por encarnar el personaje de “M” en la saga de James Bond, padece degeneración macular asociada a la edad (DMAE). Esta enfermedad, que produce pérdidas en la visión central, hace que tenga dificultad para distinguir con claridad las caras y, también, que necesite que un ayudante le lea los guiones. La DMAE tiene lugar cuando las células de la retina (conos y bastones), se ven dañadas debido al paso del tiempo y, también, a malos hábitos como fumar o llevar una dieta pobre en frutas y verduras. La luz azul-violeta que despiden las pantallas de diferentes dispositivos (móviles, tabletas, etc.) y luces LED, también aumenta el riesgo de padecer esta patología.

Bono

De acuerdo con los primeros ensayos in vitro en células de la retina, llevados a cabo por Essilor, en colaboración con el Instituto de la Visión de París, la luz azul-violeta favorece la acumulación de lipofuscina, un elemento fototóxico que se va acumulando en la retina y provoca la muerte masiva de conos y bastones, aumentando así el riesgo de padecer DMAE. El filtro Light Scan que poseen las lentes Eyezen, de Essilor, ayuda a bloquear la luz azul-violeta, reduciendo así las probabilidades de padecer esta enfermedad. Para prevenir la DMAE o controlar su avance, es importante hacerse revisiones visuales anuales a partir de los 50 años.

El problema visual de Brad Pitt, es bastante menos común. El actor posee prosopagnosia, un trastorno que dificulta (o impide), el reconocimiento de los rostros. Para que el sentido de la visión pueda desarrollarse con normalidad, es necesario que ojos y cerebro trabajen de manera conjunta. Las personas que poseen prosopagnosia o agnosia facial, tienen un problema en el “cableado del cerebro”, que les permite diferenciar las partes que componen un rostro (nariz, boca, ojos, etc.) y distinguir gestos y emociones, pero les impide relacionar estos elementos y darle identidad al rostro.

La tenista Venus Williams, ganadora de varias medallas olímpicas, padece un problema visual bastante infrecuente. La estadounidense tiene Síndrome de Sjogren, un trastorno autoinmune que causa una importante sequedad en los ojos y la boca, debida a la destrucción de las glándulas que producen las lágrimas y la saliva.

La vista es uno de los sentidos más importantes y el más valorado por muchas personas. Los famosos que hacen públicos sus problemas visuales, llevan a cabo una labor fundamental de concienciación sobre la importancia de cuidar los ojos.

Comentarios

  • Clínica Novo Visión
    Responder

    ¡Qué interesante este enfoque! No tenía ni idea de que Venus Williams parece Síndrome de Sjogren. Pero estos son ejemplos de que, con un buen tratamiento, se puede seguir adelante con nuestras vidas :) Gracias!!!

NSMG
NSMG
El blog de Essilor.
Entradas Recomendadas